Formentera es un lugar repleto de rincones absolutamente fantásticos, con paisajes dignos de película, acantilados, calas, playas, chiringuitos, faros increíbles…Si estás pensando viajar a Formentera ¡deja de hacerlo!, sin duda es la elección correcta, así que sigue leyendo y miro lo que puedes hacer allí.

Darte un baño: En Formentera es imprescindible meterse en el agua, aunque dependiendo de la época del año puede que te dé un poco de reparo, pero al menos si es invierno como ahora, mojarse los pies mientras das un paseo por las playas de la isla no está de más. Por suerte en Formentera las temperaturas son agradables durante casi todo el año. Así que no desperdicies la oportunidad de caminar por arenas blancas y bañar tus pies en pura agua cristalina.

Un paseo por dentro de la isla: Si ya te has cansado de andar por la costa, tal vez sea el momento perfecto para ir hacia el interior de la isla, allí se esconden monumentos históricos que vale la pena visitar, como las iglesias de Sant Ferran de ses Roques y la de Sant Francesc Xavier ubicada en la pequeña localidad de San Francisco Javier.

Visitar el imponente Faro de la Mola: Ubicado en el Faro de la Mola, es uno de los lugares más impresionantes de la isla.  Por si no fuera suficientemente impresionante verlo de cerca a esa altura, aún te espera lo mejor, por increíble que parezca, desde este lugar se pueden ver las mejores puestas de sol, todo lo que te podamos decir es poco, tienes que ir y verlo por ti mismo.

Recorrer la isla con un alquiler de una moto en Formentera: Formentera no es muy grande, pero lo es lo suficiente como para necesitar una moto de alquiler y poder recorrerla a tus anchas, cero problemas para aparcar y total libertad para explorar, mejorará tu experiencia de seguro.

Please follow and like us: